14 enero, 2016 Social Media

El origen del conocimiento

Hay un lugar en Italia donde el tiempo se ha detenido. Donde se respira tinta, papel y metal. Un lugar donde el ruido de las máquinas es rítmico. Donde se dejan a un lado los móviles y los ordenadores para volver al pasado por un instante. Un lugar donde poder reencontrarse con el origen de la imprenta.

La Tipoteca italiana es, y no es poco, un museo donde se han reunido algunas de las máquinas usadas durante años en todo el país. De hecho, no hace mucho han rodado un video en el que narran su historia, una forma de darse a conocer y de mostrar a las nuevas generaciones cómo era el arte de la impresión hace no demasiados años.

Cuenta su protagonista que todo empezó hace tres décadas cuando comenzó a recorrer todas las imprentas de Italia para intentar reunir prensas y tipografías antiguas, en un intento de salvar una parte de la historia reciente de la imprenta.

“Todos aquellos que forman parte de la comunicación se sienten tipógrafos”, asegura. Y es que, y en WIMIT no  podemos estar más de acuerdo, “mientras tengamos la necesidad de comunicarnos, estaremos rodeados de tipografías e impresiones”.

La historia de la imprenta comenzó hace ni más de menos que seiscientos años, cuando Gutemberg imprimió su primer libro, una biblia de 42 páginas. Poco a poco este nuevo instrumento comenzó a cobrar importancia. Los libros dejaron de ser copiados a mano por monjes para empezar a ser impresos. Se convirtió así en la principal forma de difusión del conocimiento. Ahí radica su importancia.

Pero la Tipoteca italiana no solo es solo un lugar donde se conservan cajones y cajones con los tipografías en cromo y metal. Cuenta su director en el video que lo quieren, además de “preservar la memoria de la imprenta y las herramientas de los impresores”, es “conservar su conocimiento y su saber hacer”. Por eso ofrecen cursos de impresión y tipografía con instrumentos de la época. Es como “salvar una parte de la humanidad”, asegura.

Cuenta además con una biblioteca en la que se atesoran casi cinco mil volúmenes, principalmente manuales técnicos. Incluso ofrecen sus servicios a agencias, publicistas y clientes privados.

Una buena ocasión para volver la vista atrás por un instante y recordar el pasado más reciente.

Tagged: , , , , , , ,

Comment (1)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


 

Pin It on Pinterest

Share This

Suscríbete a nuestra newsletter semanal

Si quieres estar al día sobre las noticias y tendencias que se mueven en el Mundo de la Publicidad, el Marketing y la Comunicación, este es el lugar perfecto.

Esta infomación nunca será compartida con terceros